Día del Padre: 4 recetas de tortas caseras para papás golosos

Este domingo 16 de junio es el Día del Padre y después de los besos, abrazos y cartitas, sabemos que esa celebración no sería lo mismo sin el festín de agasajo. Por ejemplo, ¿por qué no sorprenderlo con una buena pastelería bien casera? No piensen en la perfección del producto: lo que está hecho con amor es mucho más rico. A ver si nos animamos.

Mirá también

1. Budín Choco-Cola, con chocolate y gaseosa

El chef Juan Braceli propone un budín ¡hecho con gaseosa y chocolate!, una delicia muy sencilla de preparar y que sirve tanto para acompañar el desayuno como una merienda. “La bebida cola le aporta muchos sabores que son muy utilizados en la pastelería. Sabemos que la fórmula es secreta, pero también sabemos que tiene canela, jengibre, caramelo, nuez moscada, etc…”, comenta entre risas cómplices Braceli. Como en todas las preparaciones de pastelería, abrir el horno en medio de una cocción está prohibido. Una vez transcurrido el tiempo que expresa el chef, para corroborar que el budín está listo, se puede introducir un palillo en el medio, si éste sale sin mezcla adherida, es que ya está listo. ¿Tomamos nota?

Budín de chocolate y gaseosa, para el Día del Padre.

Budín de chocolate y gaseosa, para el Día del Padre.

Ingredientes

Harina 0000. 100 gramos.

Cacao amargo. 60 gramos.

Bicarbonato de sodio. 1 cucharadita al ras.

Polvo de hornear. 1 cucharadita al ras.

Sal. ½ cucharadita.

Bebida cola. 240 cc.

Yogurt natural. 80 gramos.

Leche. 50 cc.

Huevos. 2 u.

Aceite de girasol. 60  cc.

La cubierta:

Bebida cola. 100 cc

Crema de leche. 50 cc

Chocolate semi-amargo. 200 gramos

Preparación:

Tamizar e integrar todos los “secos”.  En un bol grande mezclá todos los “líquido”. Con batidor de mano o eléctrico a baja velocidad incorporar la mezcla de secos a los húmedos hasta que quede todo bien mezclado.

Enmanteca una budinera y enharinala con una mezcla de partes iguales de harina y cacao. Retirá lo que no se adhiera. Poner la mezcla y cocinarlo a horno medio,  (170ºc) de 40 a 50 minutos.

Para la cubierta: picar bien el chocolate y ponelo en un bol. Calentar la bebida cola y la crema de leche hasta que rompan hervor. Volcar sobre el chocolate picado, esperar 2 minutos y revolver hasta integrarlo bien. 

Una vez frío el budín, bañarlo con la mezcla ¡y a disfrutar!

2. Pavlova de frutillas

La combinación de frutas, crema y merengue no puede fallar. Y mucho menos si le sumamos un poco de dulce de leche. La Pavlova es una torta clásica, de la cual dos países pelean por su cuna. Sea de Australia o de Nueva Zelanda, lo que sabemos es que la unión de esos ingredientes es magnífica. Se puede realizar con todo tipo de frutas: queda muy bien con duraznos y también con frutillas. Juliana Herrara Dappe, de MADA, explica cómo hacerla para que la fórmula no falle: “Lo más importante es batir bien las claras con el azúcar para obtener un merengue firme. Luego, temperatura del horno es muy importante. En caso de no poder ajustar la temperatura, es recomendable colocarlo lo más bajo que se pueda, ya que el objetivo es cocinar el merengue, que quede crujiente por fuera y cremoso por dentro”. Si la torta va a ser el postre, la chef recomienda combinarla con helado.

Pavlova, una torta clásica, fresca y frutal.

Pavlova, una torta clásica, fresca y frutal.

Ingredientes

Claras de huevo, 240 gramos.

Azúcar, 275 gramos.

Azúcar impalpable, 240 gramos.

Maicena , 1 cucharada.

Dulce de leche repostero, 300 gramos.

Crema de leche, 350 gramos.

Frutillas, 1 kilo.

Papel manteca (dependerá del tamaño de la bandeja para horno).

Preparación de la pavlova:

En un bol batir las claras de huevo a nieve y agregar en forma de lluvia 240 gramos de azúcar común, batir hasta obtener un merengue firme.

Luego, tamizar el azúcar impalpable con la maicena y agregar a la preparación anterior en dos partes -al incorporar, hacerlo con una espátula con movimientos envolventes-. En una placa de horno cubierta con papel manteca, colocar la mezcla anterior con una cuchara y dar forma redonda. Llevar al horno a temperatura mínima, 100° por una hora y media. Reservar.

Preparación de la crema: Batir en un bol la crema de leche junto a 35 gramos de azúcar hasta que quede firme (a punto chantilly).

Para armar: Colocar sobre la pavlova el dulce de leche, luego la crema batida y por último terminar con las frutillas. También puede reemplazar por frutos rojos.

3. Torta Rogel

Si le ponemos dulce de leche, que sea mucho. La torta más golosa y rebosante de dulce es el Rogel, sin dudas. Una combinación de muchas capas finas y crocantes que se unen con la cremosidad de los ingredientes más querido por los argentinos. “Es una torta para compartir, ya que es súper abundante. Por eso el Día del Padre es una buena oportunidad para prepararla”, comenta Matías Valenzuela, chef de Santal. Es fundamental utilizar un muy buen dulce de leche, ya que es lo que le dará el sabor y el éxito a esta receta. La cubierta es merengue italiano, un merengue cocido, que no pierde agua y que se mantiene bien firme. Si la pasión pastelera se llevó merengue a marzo, es mejor cubrirla con un glasé simple, antes que con un merengue mal hecho.

Rogel, la torta con más dulce de leche de todas

Rogel, la torta con más dulce de leche de todas

Ingredientes

Harina 0000, 1 kilo.

Huevos, 15 unidades

Manteca, 120 gramos

Agua, 100 cc

Dulce de leche repostero o el que más te guste (el común tiende a chorrearse), 2 kilos

Azúcar, 400 gramos.

Preparación:

 Separar las claras y las yemas de 12 huevos. Reservar.

Derretir la manteca en el microondas, agregar el agua, las 12 yemas y 3 huevos enteros. Mezclar todo en la batidora e ir agregando harina poco a poco, hasta que se forme una masa homogénea.

Llevar a la mesada la preparación y dividirla en 12 partes iguales (serían los discos). Estirar con palo de amasar y bastante harina hasta que queden formados discos de aproximadamente 20 a 24 centímetros y con un grosor de 5 mm cada uno. Pincharlos y hornear cada disco unos 5 minutos a 200°, mientras se van estirando las restantes.

Colorar los 400 gr de azúcar apenas humedecida con agua en una cacerola pequeña a fuego medio y 200 gramos de claras en la batidora (aproximadamente 7 unidades). Cuando el almíbar genere burbujas grandes y exploten en el centro, encender la batidora. Esperar a que las claras se “espumen” y verter el almíbar en forma de hilo, poco a poco. Batir hasta lograr un merengue brilloso que forme picos.

El armado: untar los discos de masa con dulce de leche y superponer uno encima de otro. Para finalizar agregar el merengue por arriba formando pequeños picos.

Mirá también

4. Chocotorta con ingrediente sorpresa

“Una que nos guste a todos”: ¿quién se atreve a decirle que no a una porción de chocotorta? Pero, siendo el día especial de los padres, el chef de Growlers, Manuel Miragaya, eligió unificar el dulce de leche argentino y la cerveza, dos pasiones bien nuestras. Así creó la Chocotorta Stout, una original receta de la clásica versión, pero con un toque de cerveza stout. “La cerveza potencia muy bien las notas a café que le da el espresso con el cual se bañan las galletitas de la masa. Este rico postre se sugiere para compartir en el Día del Padre, porque es la oportunidad de probar un sabor familiar, pero con una vueltita en la receta”, agrega el chef.

Un postre cervecero

Un postre cervecero

Ingredientes (para 10 porciones)

Queso crema, 500 gramos.

Dulce de leche repostero, 700 gramos.

Cerveza Stout, 200 cc.

Café espresso, 2 pocillos.

Oreo, 750 gramos.

Preparación 

En un bol, integrar el dulce de leche, el queso crema y la mitad de la cerveza, reservar en frío.  En otro recipiente, triturar un paquete y medio de galletitas e hidratar con café y la segunda mitad de la Stout hasta formar una pasta.

Romper en trozos gruesos el resto de medio paquete de Oreo y reservar en seco.

En compoteras individuales, intercalar capas de pasta de galletita con la crema de dulce de leche y queso crema. Completar la superficie de la presentación con galletitas de chocolate partidas o enteras.

Pueden elegir el postre que prefieran, pero no dejen pasar la ocasión. Sorprendan a Papá y disfruten estas dulzuras con toda la familia.

Up Next

Related Posts

Discussion about this post

A %d blogueros les gusta esto: